La Catedral de Sevilla, España

La Catedral de Santa María de la Sede de Sevilla o conocida simplemente como la Catedral de Sevilla, es la catedral gótica cristiana con la superficie más grande del mundo, además de ser el templo religioso más importante de la ciudad de Sevilla (España). Su construcción se inició en el año 1401, aunque algunos historiadores aseguran que fue en el año 1433, en este lugar antes existía la Mezquita Aljama de Sevilla; su construcción se extendió hasta el año 1507, entre sus ilustres construtores, podemos nombrar al francés Maese Carlín y los los arquitectos españoles Diego de Riaño, Martín de Gainza y Asensio de Maeda. (todos ellos en distintas etapas de la construcción de la catedral).

Hoy la Catedral de Sevilla es considerada uno de los 12 tesoros de España, y desde el año 2010 Patrimonio de la Humanidad. Podemos destacar algunas partes importantes de la catedral, como la famosa Giralda, torre y  campanario de la catedral con una altura de 104 metros; también debemos mencionar el Patio de los Naranjos, una de las pocas partes que sobrevivió de la mezquita que un día estuvo ahí;  la Iglesia del Sagrario hecha en estilo barroco y que se adhirio al complejo religioso en el año 1608; no olvidemos su fabulosa  fachada con la Puerta de Campanillas, la Portada de San Miguel, la Portada del Bautismo, la Puerta de la Concepción, la Puerta de Palos, la Puerta del Perdón, la Puerta del Sagrario y la Puerta del Lagarto. Sin olvidar el interior en donde encontramos el gran órgano construido por Aquilino Amezua, la Capilla de la Inmaculada, Capilla de San Gregorio, la Capilla de San Pedro entre otras.

 

Dejar un comentario